Qué ver en Villena, Alicante: su castillo, pueblos cerca y más

Si estás buscando una ciudad tranquila, pero encantadora en el interior de la provincia de Alicante, puedes parar tu búsqueda. Cuando descubras en este artículo todo lo que hay que ver en Villena, ¡tendrás que visitarla!

Paso natural entre la costa y la meseta, su privilegiada situación estratégica le ha servido para ganarse históricamente un lugar en el ojo de marqueses y nobles. Su fértil vega y riqueza en aguas subterráneas ha favorecido además que sea consideraba una joya natural.

Su pasado hay que buscarlo antes de la Edad de Bronce, ya que conserva un valioso tesoro de esa época y, que, con un peso de casi 10 kilos de oro, es considerado la seña de identidad de la población. Actualmente, Villena es una dinámica ciudad que ha sabido conservar un pasado apasionante y que vive con ilusión un futuro prometedor.

Qué ver en Villena, Alicante

Esta localidad, ubicada a 55 kms de Alicante ciudad, merece una visita pausada, ya que tiene mucho por ofrecer. Su imponente castillo se alza majestuoso y es visible desde varios kilómetros a la redonda. Pero esta villa, título otorgado por los Reyes Católicos en 1525, tiene verdaderas maravillas patrimoniales que han sabido ser testigos claves del paso del tiempo.

Los villenenses presumen con orgullo de ciudad, de un barrio antiguo, El Rabal, que serpentea alrededor del castillo y va a morir a los pies de sus iglesias más representativas, la de Santiago y de Santa María.

Castillo de Villena

Castillo de Villena

Sin duda, el monumento top que ver en Villena. Su curiosa forma de león tumbado domina toda la ciudad. Fue comenzado a construir por los musulmanes en el siglo X y la parte superior de su torre del homenaje es de factura cristiana y del siglo XIV. Está catalogado como patrimonio histórico desde el año 1931 y sus últimas restauraciones han conseguido dar un esplendor máximo a esta fortaleza.

El interior de la torre cuenta con pintura realizadas por prisioneros italianos, la más imponente representa la ciudad de Venecia, y se mantiene intacta desde hace cientos de años. Desde la parte superior de la torre es posible con templar todo el valle del Vinalopó y la curiosa arquitectura de la ciudad, con unas calles que rodean al castillo como queriendo abrazarlo.

Iglesia Arcedianal de Santiago

En la plaza del mismo nombre nos encontramos con la iglesia más representativa de Villena. Cuenta con planta de cruz latina y una sucesión de columnas helicoidales unidas en un edificio religioso en la península.

El edificio fue obra del mecenas local Sancho Medina, cuyos restos se creen enterrados en la propia iglesia. Anexa tiene una capilla algo más moderna, denominada la Capilla de la Comunión y la torre domina toda la ciudad, contando con un juego de campanas recientemente restauradas.

Iglesia de Santiago en Villena

Mirador de Santa Bárbara

Desde el centro de Villena parten tres escaleras hacia el castillo. Nuestra recomendación es que tomes las de la calle Santa Bárbara, con 131 escalones. La recompensa al llegar arriba merece la pena, ya que, a los pies del castillo, encontrarás una pequeña zona arbolada desde la que contemplar toda la ciudad y la magnífica huerta que posee esta población del interior de Alicante.

Museo Arqueológico «José María Soler» de Villena

Don José María Soler fue un estudioso local al que se le debe el descubrimiento del tesoro de Villena, así como gran cantidad de restos prehistóricos en los alrededores de la ciudad. El museo cuenta con una representación muy amplia del vasto pasado histórico de la ciudad, destacando la Dama de Caudete y de diversos artilugios de la Edad del Bronce.

La estrella de este museo es obviamente el tesoro, que se muestra en todo su esplendor y que permite apreciar la minuciosidad con la que trabajaban este metal hace miles de años.

Iglesia de Santa María

La iglesia de Santa María fue una antigua mezquita sobre la que se construyó el actual templo. Podría decirse que es el punto de partida para el comienzo de su barrio más señero, el de El Rabal. Fue muy castigada durante la guerra civil y perdió su techumbre, aunque un aceptado proceso de restauración ha conseguido devolver a la iglesia de Santa María al lugar que había ocupado, si bien su archivo histórico se perdió prácticamente en su totalidad.

Torre de Santa María en Villena

Teatro Chapí

Anexo al paseo del mismo nombre, el del músico villenense Ruperto Chapí, el teatro fue inaugurado en el año y restaurado en 1999, tras 15 años de obras. Su impresionante fachada de estilo clásico da paso a un interior muy cuidado, en el que predomina el color rojo y con unas pinturas al fresco en el techo de carácter alegórico.

Es uno de los teatros con más movimiento de la Comunidad Valenciana y por él pasan artistas de todo tipo. Se podría decir que el teatro Chapí es el eje vertebrador de la vida cultural de Villena.

3 pueblos cerca de Villena muy recomendables

Hay mucho más que ver en Villena si te animas a conocer sus alrededores. Aquí es raro encontrar un pueblo que no cuente con un castillo y nuestra propuesta no es una excepción. Hacemos un recorrido por las localidades vecinas de Biar, Sax y Castalla. Si te has quedado sorprendido por todo lo que Villena tiene que ofrecerte, estas tres localidades no van a dejarte indiferente.

Biar

Situado a 11 km al este de Villena, es uno de los pueblos de montaña más bonitos de Alicante. Biar se vertebra sobre un castillo perfectamente conservado y en cuyo interior se encuentran unos arcos almohades dignos de contemplar. La plaza del ayuntamiento es el centro neurálgico de esta localidad, en la que podemos encontrar la Iglesia de la Asunción, del siglo XV, y numerosas calles que parten desde la plaza hacia el castillo o la zona más baja de Biar.

Su casco histórico es toda una invitación al paseo, con calles perfectamente engalanadas y con una ausencia total de ruidos. El Santuario de la Virgen de Gracia, al que se puede llegar caminando dando un breve paseo, es una auténtica joya sumergida a las faldas de la sierra que rodea Biar.

Sax

Si tomamos en la autovía en dirección a Alicante, a 10 km de Villena, encontramos la población de Sax, característica por tener un alargado castillo en lo alto de una peña y por ser uno de los pueblos más bonitos del interior de Alicante.

Sax es uno de los pueblos del interior de Alicante más bonitos

La población tiene en esta construcción su principal motivo de orgullo, pero también merece la pena una visita la iglesia de la Asunción, que data del siglo XV. Las estrechas calles del casco antiguo posibilitan un paseo muy relajado y que te llevará a conocer esta pequeña localidad.

El río Vinalopó pasa por las inmediaciones de esta población, lo que le proporciona un tranquilo aire. La casa museo de Alberto Sols, investigador galardonado con el premio Príncipe de Asturias de Investigación Científica en 1997, también merece una parada.

Castalla

A medida que nos adentramos al interior, hacia el denominado Valle del Juguete, nos encontramos de primeras con la población de Castalla, otro de los pueblos que ver en Villena alrededores más recomendados. Como no podía ser menos, un castillo domina toda la localidad y, por supuesto, puede visitarse. También llama mucho la atención la fachada de su ayuntamiento, de estilo renacentista y que nos transporta a otras épocas.

La ermita de la sangre es un edificio de estilo gótico primitivo, llamando mucho la atención porque nos transporta a otros lugares. Y tampoco nos olvidamos de los pequeños, que pueden disfrutar de manera totalmente gratuita en el parque de Playmobil.

Y es que como dijimos al comienzo, esta localidad ya forma parte del Valle del Juguete, junto con Onil e Ibi. En esta comarca hay gran cantidad de fábricas de muñecas y de juguetería que llenan de ilusión todos los hogares del mundo.

2 comentarios en «Qué ver en Villena, Alicante: su castillo, pueblos cerca y más»

    • No hemos recorrido todos esos destinos, por desgracia. Para los kilómetros, nos hemos guiado por Google Maps, ¿nos confirmas que hay datos mal?

      Responder

Deja un comentario